Los derechos de un apóstol

Biblia cristiana > Nuevo Testamento > Epístolas > Primera epístola de San Pablo a los Corintios > Los derechos de un apóstol (46:9:1 - 46:9:27)

¿No soy libre? ¿No soy apóstol? ¿Acaso no he visto a Jesús nuestro Señor? ¿No sois vosotros mi obra en el Señor?

Si para otros yo no soy apóstol, ciertamente para vosotros lo soy, porque vosotros sois el sello de mi apostolado en el Señor.

Esta es mi defensa contra cuantos me cuestionan:

¿Acaso no tenemos derecho a comer y beber?

¿No tenemos derecho a llevar una esposa creyente con nosotros, tal como los demás apóstoles y los hermanos del Señor y Pedro?

¿O sólo Bernabé y yo no tenemos derecho a dejar de trabajar?

¿Quién presta jamás servicio de soldado a sus propias expensas? ¿Quién planta una viña y no come de su fruto? ¿Quién apacienta el rebaño y no toma la leche del rebaño?

¿Será que digo estas cosas sólo como hombre? ¿No lo dice también la ley?

Porque en la ley de Moisés está escrito: No pondrás bozal al buey que trilla. ¿Tiene Dios cuidado sólo de los bueyes?

¿O lo dice enteramente para nosotros? Pues para nosotros está escrito. Porque el que ara ha de arar con esperanza; y el que trilla, con esperanza de participar del fruto.

Si nosotros hemos sembrado cosas espirituales para vosotros, ¿será gran cosa si de vosotros cosechamos bienes materiales?

Si otros participan de este derecho sobre vosotros, ¿no nos corresponde más a nosotros? Sin embargo, nunca usamos de este derecho; más bien, lo soportamos todo para no poner ningún obstáculo al evangelio de Cristo.

¿No sabéis que los que trabajan en el santuario comen de las cosas del santuario; es decir, los que sirven al altar participan del altar?

Así también ordenó el Señor a los que anuncian el evangelio, que vivan del evangelio.

Pero yo nunca me he aprovechado de nada de esto, ni tampoco he escrito al respecto para que se haga así conmigo. Pues para mí sería mejor morir, antes que alguien me quite este motivo de orgullo.

Porque si anuncio el evangelio, no tengo de qué jactarme, porque me es impuesta necesidad; pues ¡ay de mí si no anuncio el evangelio!

Por eso, si lo hago de buena gana, tendré recompensa; pero si lo hago de mala gana, de todos modos el llevarlo a cabo me ha sido confiado.

¿Cuál es, pues, mi recompensa? Que predicando el evangelio, pueda yo presentarlo gratuitamente, para no abusar de mi derecho en el evangelio.

A pesar de ser libre de todos, me hice siervo de todos para ganar a más.

Para los judíos me hice judío, a fin de ganar a los judíos. Aunque yo mismo no estoy bajo la ley, para los que están bajo la ley me hice como bajo la ley, a fin de ganar a los que están bajo la ley.

A los que están sin la ley, me hice como si yo estuviera sin la ley (no estando yo sin la ley de Dios, sino en la ley de Cristo), a fin de ganar a los que no están bajo la ley.

Me hice débil para los débiles, a fin de ganar a los débiles. A todos he llegado a ser todo, para que de todos modos salve a algunos.

Y todo lo hago por causa del evangelio, para hacerme copartícipe de él.

¿No sabéis que los que corren en el estadio, todos a la verdad corren, pero sólo uno lleva el premio? Corred de tal manera que lo obtengáis.

Y todo aquel que lucha se disciplina en todo. Ellos lo hacen para recibir una corona corruptible; nosotros, en cambio, para una incorruptible.

Por eso yo corro así, no como a la ventura; peleo así, no como quien golpea al aire.

Más bien, pongo mi cuerpo bajo disciplina y lo hago obedecer; no sea que, después de haber predicado a otros, yo mismo venga a ser descalificado.

2,194 visitas
Publicar una imagen aquí
  • Desde el PC
  • Desde una URL
Puedes publicar una imagen relacionada con "Los derechos de un apóstol"  (jpg, gif, png)
Url (http://):
Tu nombre (opcional):





  Quiero recibir nuevos comentarios sobre éste tema por email



  


4 Comentarios sobre “Los derechos de un apóstol”

  1. Idelmo Medina opina:

    Soy estudioso de la palabra. Deseo compartir estudios biblicos.
    Este tema me gusta debido que en la iglesia hay que concientizar a los hnos sobre los derechos de un pastol, desde donde y hasta donde llegan.

    [contesta a Idelmo Medina]

  2. juan carlos opina:

    hola mis hermanos, apenas tengo tres meses de conoser al señor, pero mis de fectos del mundo los estoy cambiando, soy sincero lo unico que no he podido dejar es el trago en los tres meses que yebo en el ebangelio, e demorado quince dias sin beber, la ultima bes demore ocho, pero la berdad yo quiero cambiar, y quiero serbirle a dios, cuando tomo al dia sigiente, me lebanto para la iglesia a pedirle perdon y que me de fortalesa inteligensia y sabiduria. pero siento que en la iglesia me estan jusgando mucho, yo asepto que me reprendan, porque eso es lo que lebanta a uno, pero de hay , a que siento como un poquito de discriminasion, me tiene triste, por que es muy fasil, para el que nunca a tenido vicios, jusgar, no deseo que sepongan en mis zapatos, por que es orible luchar, contra algo que uno no quiera aser y lo ase, es muy feo.
    pero yo en el fondo de mi corazon se que lo boy a lograr. y pienso que apenas tengo tres meses, estoy enpesando, y con todo eso e cambiado mucho. que dios lesbendigan y oren mucho por mi.

    [contesta a juan carlos]

  3. mael opina:

    juan carlos no te juzgan antes te estan ayudando pues no te pueden decir que esta bien ni aplaudirte no si volvistes a tomar esta mal pero eso no es juzgar te aconsejo que le pidas a Dios fuerzas dile que si dios no va con tigo tu no pedes seguir por eso te recomiendo que siempre que platiques que lo vas a poder lograr no lo digas como que tu puedes sino mas bien si Dios me aytuda lo voy a lograr poque para Dios nada hay imposible
    Dios te bendiga

    [contesta a mael]

  4. Julio Mauricio Romero. opina:

    Para juan carlos: hermano Juan. te animo q sigas adelante Dios te va ayudar a liberarte del alcoholismo.puntos biblicos muy importantes q te ayudaran son: Jesus dijo; si quieres ser mi discipulo niegese asi mismo y cargue con su cruz. de manera q si tu quieres ser de Jesus tienes q negarte a los deseos de la carne como es el deseo de tomar alcohol. Ademas la paga del pecado es muerte. y creo q tu no quieres morirte espiritual y fisicamente. y otra palabra es: todo lo q hagamos sea para agradar a DIOS. y tomando al unico q agradamos es al diablo…… animo Dios te siga ayudando. no le pongas mente a algunos religiosos. quizas no tomen guaro, pero hacen otras cosas q le son pecados.

    [contesta a Julio Mauricio Romero.]

Deja un Comentario

Para publicar videos YouTube: en URL cambiar "http" por "httpv"