Sostenimiento de sacerdotes y levitas

Biblia cristiana > Antiguo Testamento > Pentateuco > Números > Sostenimiento de sacerdotes y levitas (4:18:1 - 4:18:32)

Jehovah dijo a Aarón: “Tú, tus hijos y tu casa paterna contigo cargaréis con las ofensas contra el santuario. Y tú y tus hijos contigo cargaréis con las ofensas contra vuestro sacerdocio.

Haz también que se acerquen a ti tus hermanos, la tribu de Leví, la tribu de tu padre. Ellos te acompañarán y te servirán, mientras tú y tus hijos contigo serviréis delante del tabernáculo del testimonio.

Ellos cumplirán lo que tú ordenes y lo que ha sido ordenado con respecto a todo el tabernáculo, pero no se acercarán a los utensilios del santuario ni al altar, para que no mueran ellos y vosotros.

Ellos te acompañarán y tendrán el cuidado del tabernáculo de reunión en todo el servicio del tabernáculo. Ningún extraño se ha de acercar a vosotros.

“Vosotros tendréis el cuidado del santuario y el cuidado del altar, para que no haya más ira contra los hijos de Israel.

He aquí, yo he tomado a vuestros hermanos, los levitas, de entre los hijos de Israel, y os los he dado como un donativo; son dados a Jehovah, para llevar a cabo el servicio del tabernáculo de reunión.

Pero tú y tus hijos contigo cumpliréis con vuestro sacerdocio en todo asunto relacionado con el altar, y serviréis del velo adentro. Yo os entrego vuestro sacerdocio como servicio y obsequio, pero el extraño que se acerque será muerto.”

Jehovah dijo además a Aarón: “He aquí, yo te he dado el cuidado de mis ofrendas alzadas. Todas las cosas que los hijos de Israel consagran te las he dado a ti como porción, y a tus hijos como provisión perpetua.

“Esto te corresponderá de las cosas más sagradas reservadas del fuego. Toda ofrenda suya: cada ofrenda vegetal, cada sacrificio por el pecado o cada sacrificio por la culpa, que ellos me han de presentar, será cosa muy sagrada para ti y para tus hijos.

La comerás como cosa muy sagrada. Todo varón podrá comer de ella; será para ti algo sagrado.

“Esto también será para ti: la ofrenda alzada de los donativos y todas las ofrendas mecidas de los hijos de Israel las he dado a ti, a tus hijos y a tus hijas contigo, como provisión perpetua. Todo el que esté puro en tu casa, podrá comer de ellas.

“También será para ti lo mejor del aceite nuevo, lo mejor del vino nuevo y del grano, y las primicias que sean presentadas a Jehovah.

Las primicias de todos los productos de su tierra, las cuales ellos traerán a Jehovah, serán para ti. Todo el que esté puro en tu casa, podrá comer de ellas.

“Todo lo que en Israel es dedicado por completo será para ti.

“Todo el que abre la matriz de todo ser, ya sea de hombre o de animal, que se ofrece a Jehovah, será para ti. Pero sin falta rescatarás al primogénito del hombre; también rescatarás el primerizo del animal inmundo.

En cuanto al rescate, efectuarás el rescate de ellos al mes de nacidos, mediante el precio de 5 siclos de plata, según el siclo del santuario, el cual tiene 20 geras.

Pero no rescatarás el primerizo de la vaca, el primerizo de la oveja o el primerizo de la cabra, pues están consagrados. Rociarás su sangre sobre el altar, y quemarás su sebo como ofrenda quemada de grato olor a Jehovah.

Su carne será para ti, así como el pecho de la ofrenda mecida y el muslo derecho serán para ti.

“Todas las ofrendas alzadas de las cosas sagradas que los hijos de Israel presenten a Jehovah, las he dado para ti, para tus hijos y para tus hijas contigo, como provisión perpetua. Constituye un perpetuo pacto de sal delante de Jehovah, para ti y para tus descendientes contigo.”

Jehovah dijo también a Aarón: “No recibirás heredad en su tierra, ni parte entre ellos. Yo soy tu parte y tu heredad en medio de los hijos de Israel.”

“He aquí, he dado a los hijos de Leví todos los diezmos de Israel, como heredad, a cambio del servicio que llevan a cabo en el tabernáculo de reunión.

De aquí en adelante, los hijos de Israel no se acercarán al tabernáculo de reunión, para que no carguen con el pecado y mueran.

Sólo los levitas llevarán a cabo el servicio del tabernáculo de reunión y cargarán con las ofensas de ellos. Este es un estatuto perpetuo, a través de vuestras generaciones. “Ellos no poseerán heredad entre los hijos de Israel,

porque he dado a los levitas por heredad los diezmos, lo que los hijos de Israel presenten a Jehovah como ofrenda alzada. Por eso les he dicho: No recibirán heredad entre los hijos de Israel.”

Jehovah también habló a Moisés diciendo:

“Habla a los levitas y diles: Cuando toméis de los hijos de Israel los diezmos que os he dado de ellos como vuestra heredad, vosotros presentaréis, como ofrenda alzada a Jehovah, el diezmo del diezmo.

Y vuestra ofrenda alzada será considerada como el grano de la era o como el producto del lagar.

Así también vosotros presentaréis a Jehovah una ofrenda alzada de todos vuestros diezmos que hayáis recibido de los hijos de Israel. Daréis de ello la ofrenda alzada de Jehovah al sacerdote Aarón.

De todos los obsequios que recibáis, presentaréis cada ofrenda alzada a Jehovah; de todo lo mejor de ellos ofreceréis la porción que ha de ser consagrada.

“Además les dirás: Después de haber presentado lo mejor de ellos como ofrenda alzada, el diezmo les será contado a los levitas como el fruto de la era o como el fruto del lagar.

Lo podréis comer en cualquier lugar, vosotros y vuestras familias, pues es vuestra remuneración por vuestro trabajo en el tabernáculo de reunión.

Y después de que hayáis presentado lo mejor de ello como ofrenda alzada, no cargaréis por ello pecado. Así no profanaréis las cosas consagradas por los hijos de Israel, y no moriréis.”

4,301 visitas
Publicar una imagen aquí
  • Desde el PC
  • Desde una URL
Puedes publicar una imagen relacionada con "Sostenimiento de sacerdotes y levitas"  (jpg, gif, png)
Url (http://):
Tu nombre (opcional):





  Quiero recibir nuevos comentarios sobre éste tema por email



  


4 Comentarios sobre “Sostenimiento de sacerdotes y levitas”

  1. Moisés opina:

    Para Ruben.
    Reciba saludos Ruben. Quize entrar en la página la “ley del diezmo”, pero está mucho muy lenta para escribir.
    He estado viendo el debate respecto al diezmo y veo que aún no se han puesto de acuerdo. Parace ser que los textos que iré exponiendo conforme vaya escribiendo, ayudarán a establecer un orden en este tema.

    Ordenanzas que Dios habló a Aaron.
    Num. cap. 18.-
    8 Dijo más jehová a Aaron: He aquí yo te he dado también el cuidado de mis ofrendas; todas las cosas consagradas de los hijos de Israel te he dado por razón de la unción, y a tus hijos, por estatuto perpetuo.
    19 Todas las ofrendas elevadas de las cosas santas, que los hijos de Israel ofrecieren a Jehová, las he dado para ti, y para tus hijos y para tus hijas contigo, por estatuto perpetuo; pacto de sal perpetuo es delante de Jehová para ti y para tu descendencia contigo.
    21 Y he aquí yo he dado a los hijos de Leví todos los diezmos en Israel por heredad, por su ministerio, por cuanto ellos sirven en el ministerio del tabernáculo de reunión.
    24 Porque a los levitas he dado por heredad los diezmos de los hijos de Israel, que ofrecerán a Jehová en ofrenda; por lo cual les he dicho: Entre los hijos de Israel no poseerán heredad.

    Continuaré….

    [contesta a Moisés]

  2. Moisés opina:

    Continuando…

    Num. cap. 18.-
    20 Y Jehová dijo a Aarón: De la tierra de ellos no tendrás heredad, ni entre ellos tendrás parte. Yo soy tu parte y tu heredad en medio de los hijos de Israel.
    25 Y habló Jehová a Moisés, diciendo:
    26 Así hablarás a los levitas, y les dirás: Cuando toméis de los hijos de Israel los diezmos que os he dado de ellos por vuestra heredad, vosotros presentaréis de ellos en ofrenda mecida a Jehová el diezmo de los diezmos.
    28 Así ofreceréis también vosotros ofrenda a Jehová de todos vuestros diezmos que recibáis de los hijos de Israel; y daréis de ellos la ofrenda de Jehová al sacerdote Aarón.
    22 Y no se acercarán más los hijos de Israel al tabernáculo de reunión, para que no lleven pecado por el cual mueran.
    23 Mas los levitas harán el servicio del tabernáculo de reunión, y ellos llevarán su iniquidad; estatuto perpetuo para vuestros descendientes; y no poseerán heredad entre los hijos de Israel.

    Continuaré….

    [contesta a Moisés]

  3. Moisés opina:

    Los textos antes mencionados nos ayudan a comprender el antiguo pacto de Dios para con su pueblo, es decir, las doce tribus de Israel. Pacto que hizo Dios con Abram prometiendo dar la tierra a su descendencia, (Gen. 15:18); descendencia que vendría siendo de los hijos de Jacob cuyo nombre es Israel, no de otro pueblo o nación. Y a dicha descendencia Dios les ordenó mandamientos, decretos, y estatutos para cumplir.
    ¿Han obedecido realmente los hijos de Israel las ordenanzas de Dios a travez de la historia?, conforme a la biblia la respuesta es negativa.
    En Jueces 2:1 dice: El ángel de Jehová subió de Gilgal a Boquim, y dijo: Yo os saqué de Egipto, y os introduje en la tierra de la cual había jurado a vuestros padres, diciendo: No invalidaré jamás mi pacto con vosotros, 2.- con tal que vosotros no hagáis pacto con los moradores de esta tierra, cuyos altares habéis de derribar; mas vosotros no habéis atendido a mi voz. ¿Por qué habéis hecho esto?

    Vemos, conforme iban poseyendo la tierra prometida, que los hijos de Israel pronto se olvidaron de la amonestación cuando Dios les dijo.-
    Deut. 8:11 dice: Cuídate de no olvidarte de Jehová tu Dios, para cumplir sus mandamientos, sus decretos y sus estatutos que yo te ordeno hoy; 18 Sino acuérdate de Jehová tu Dios, porque él te da el poder para hacer las riquezas, a fín de confirmar su pacto que juró a tus padres, como en este día.

    Ciertamente las ordenanzas de Dios para Aarón son por estatuto perpetuo, y entre más leemos el antiguo testamento, nos damos cuenta que los hijos de Israel no han cumplido la voluntad de Dios en aquellos tiempos. Y si no la cumplieron, pues tampoco Dios confirmaría su pacto que juró a sus padres, según explica el verso 18.

    [contesta a Moisés]

  4. Moisés opina:

    Otra de las ordenanzas por estatuto perpetuo, es la que Dios deja a los levitas para el servicio del tabernáculo de reunión (Num. 18:23), quienes ejercerían el ministerio de la siguiente manera.
    Num. cap. 8.-
    24 Los levitas de veinticinco años arriba entrarán a ejercer su ministerio en el servicio del tabernáculo de reunión.
    25 Pero desde los cincuenta años cesarán de ejercer su ministerio, y nunca más lo ejercerán.
    26 Servirán con sus hermanos en el tabernáculo de reunión, para hacer la guardia, pero no servirán en el ministerio. Así harás con los levitas en cuanto a su ministerio.

    [contesta a Moisés]

Deja un Comentario

Para publicar videos YouTube: en URL cambiar "http" por "httpv"