Segunda epístola de San Pablo a los Corintios

Pablo anuncia su tercera visita

Biblia cristiana > Nuevo Testamento > Epístolas > Segunda epístola de San Pablo a los Corintios > Pablo anuncia su tercera visita (47:12:14 - 47:13:10)

He aquí estoy listo para ir a vosotros por tercera vez, y no os seré carga. Porque no busco vuestras cosas, sino a vosotros; pues los hijos no tienen obligación de atesorar para los padres, sino los padres para los hijos.

Sin embargo, de muy buena gana gastar√© yo de lo m√≠o, y me desgastar√© a m√≠ mismo por vuestras almas. Si os amo m√°s, ¬Ņser√© amado menos?

Bien, que sea as√≠: Yo no os fui gravoso, ¬°pero siendo astuto, os prend√≠ por enga√Īo!

¬ŅAcaso os he enga√Īado por medio de alguno de los que he enviado a vosotros?

Rogu√© a Tito y envi√© con √©l al hermano. ¬ŅAcaso os enga√Ī√≥ Tito? ¬ŅNo hemos procedido con el mismo esp√≠ritu y por las mismas pisadas?

¬ŅOs parece que todav√≠a nos estamos defendiendo ante vosotros? Delante de Dios y en Cristo hablamos; y todo, amados, para vuestra edificaci√≥n.

Pero me temo que quizás, cuando llegue, no os halle tales como quiero, y que yo sea hallado por vosotros tal como no queréis. Temo que haya entre vosotros contiendas, celos, iras, enojos, disensiones, calumnias, murmuraciones, insolencias y desórdenes.

Temo que, cuando vuelva, Dios me humille entre vosotros y yo tenga que llorar por muchos que antes han pecado y no se han arrepentido de los actos de impureza, inmoralidad sexual y libertinaje que han cometido.

Esta es la tercera vez que voy a vosotros. Por la boca de dos o tres testigos se decidir√° todo asunto.

Lo he dicho antes, cuando estaba presente en mi segundo viaje; y ahora que estoy ausente, también lo repito a los que antes han pecado y a todos los demás: que si voy otra vez, no seré indulgente,

puesto que buscáis una prueba de que Cristo habla en mí. Y él no es débil para con vosotros, sino que es poderoso en vosotros.

Porque fue crucificado en debilidad, pero vive por el poder de Dios. Pues nosotros también somos débiles en él, pero viviremos con él por el poder de Dios para con vosotros.

Examinaos a vosotros mismos para ver si est√°is firmes en la fe; probaos a vosotros mismos. ¬ŅO no conoc√©is en cuanto a vosotros mismos, que Jesucristo est√° en vosotros, a menos que ya est√©is reprobados?

Pero espero que reconozc√°is que nosotros no estamos reprobados.

Y oramos a Dios que no hag√°is nada malo; no para que nosotros luzcamos como aprobados, sino para que vosotros hag√°is lo que es bueno, aunque nosotros quedemos como reprobados.

Porque no podemos nada contra la verdad, sino a favor de la verdad.

Por eso nos gozamos en que nosotros seamos débiles y que vosotros seáis fuertes. Y esto pedimos: vuestra madurez.

Por tanto, os escribo esto estando ausente, para que estando presente no use de dureza conforme a la autoridad que el Se√Īor me ha dado para edificaci√≥n y no para destrucci√≥n.

Poner en mi Poner en mi Facebookacebook


Saludos y doxología final

Biblia cristiana > Nuevo Testamento > Epístolas > Segunda epístola de San Pablo a los Corintios > Saludos y doxología final (47:13:11 - 47:13:14)

En cuanto a lo dem√°s, hermanos, regocijaos. Sed maduros; sed confortados; sed de un mismo sentir. Vivid en paz, y el Dios de paz y de amor estar√° con vosotros.

Saludaos unos a otros con un beso santo.

Todos los santos os saludan.

La gracia del Se√Īor Jesucristo, el amor de Dios y la comuni√≥n del Esp√≠ritu Santo sean con todos vosotros.

Poner en mi Poner en mi Facebookacebook